Qué productos puedes tener siempre en tu alacena si sigues la dieta Keto

En la dieta Keto hay muchísimos productos que puedes consumir sin temor a afectar tu progreso. Aquí te diremos cuáles son y te daremos algunos tips para que los utilices eficientemente.

keto diet

Conoce cuáles son los mejores productos que debes tener si sigues la dieta cetogénica. Crédito: Pixabay

Siempre que seguimos una dieta no nos percatamos de que debemos tener en nuestra cocina todos aquellos alimentos que nos ayuden a seguir una alimentación adecuada para mantenernos sanos, y lograr rebajar unos cuantos kilogramos de peso. Es por ello que a continuación te mostramos cuáles son los productos que siempre debes tener en tu alacena si sigues la dieta Keto.

La dieta Keto o dieta cetogénica es un plan alimenticio bajo en hidratos de carbono, rico en grasas y moderado en proteínas que ayuda a controlar el azúcar en la sangre y los niveles de insulina. Al reducir los hidratos de carbono y aumentar las grasas de buena calidad considerablemente, se produce un estado metabólico denominado cetosis, que no es más que una situación metabólica originada por el déficit de carbohidratos en tu organismo.

Esta sustitución de grasas es lo que permite que se cree un proceso catabólico, que no es más que el proceso de degradación de los nutrientes orgánicos transformándolos en energía. En otras palabras, la ausencia de carbohidratos te ayudará a quemar grasas de manera eficaz y así lograrás tener tu peso ideal mucho más rápido y sin hacer excesivos sacrificios.

A quiénes les funciona hacer la dieta cetogénica

Esta dieta es recomendada para cualquier persona que desee bajar de peso y esté dispuesta a abandonar por un tiempo los hidratos de carbono para llegar al proceso de cetosis.

Sin embargo, también ha sido recomendada en pacientes con patologías de cáncer, epilepsia y alzheimer, por su bajo consumo de carbohidratos. Estos pacientes la utilizan como alternativa terapéutica.

Es importante que sepas que este plan alimenticio puede producir cetoacidosis, es decir, puede disminuir el pH de la sangre provocando que sea más ácida, motivo por el cual no es recomendada para personas que tengan patologías que afecten la tiroides, el hígado, los riñones o el páncreas. De hacerlo, podrían producirse alguno de los siguientes síntomas:

-Mal aliento.

-Dolores de cabeza frecuentes.

-Náuseas.

-Mareos.

-Problemas en el riñón.

-Debilidad muscular.

-Entre otras patologías.

Beneficios de la dieta Keto

Practicar este tipo de régimen alimenticio te traerá muchos beneficios para la salud. Entre ellos los siguientes que te enumeramos a continuación:

-Contribuye con la pérdida de peso.

-Ayuda a disminuir la presión sanguínea.

-Mejora la calidad del sueño.

-Ayuda en la actividad física porque el fin de esta dieta es incrementar la energía.

No olvides que todo cambio en tu alimentación para fines específicos es mejor consultarlo con un especialista, lo más probable es que tengas que realizarte exámenes de laboratorio y algunas pruebas adicionales.

Productos que siempre tener en tu alacena si deseas practicar esta dieta Keto

Como ya te comentamos, la dieta cetogénica consiste en la reducción de los hidratos de carbono, y el consumo de grasas sanas y proteínas de origen animal o vegetal, principalmente. Es por ello que los productos que debes tener siempre en tu cocina son los siguientes:

1. Carne

Todo tipo de carnes son recomendables para su ingesta, sin excluir ninguno como la carne de res. Comer este alimento te ayudará a sentirte mucho más saciado y a evitar que recaigas en la ingesta de carbohidratos simples que afecten tu progreso.

2. Pescado graso

Los pescados azules y mariscos, tales como atunes, salmón, caballa, anchoas, bonito, cazón, camarones, langostinos, mejillones, almejas o pulpos serán ideales para que tengas una buena dosis de ácidos grasos con Omega 3 de forma natural.

3. Huevos

Los huevos te aportarán una buena porción de proteínas por su clara, pero también te brindarán una excelente dosis de grasas saludables al ingerir la yema entera. En muchos regímenes alimenticios se excluye la yema, pero en la dieta Keto es un alimento fundamental.

4. Productos lácteos

Siempre considera los productos no light pues necesitas la grasa que ellos poseen para llevar a cabo esta dieta, pero también toma en cuenta que no seas intolerante a la lactosa pues pueden producirte hinchazón e inflamación por ser sensible a este tipo de productos.

Si puedes disfrutarlos sin problemas puedes agregar a tu lista queso manchego, queso de cabra, leche entera líquida, nata y yogurt natural. De lo contrario, puedes consumir algunas alternativas como esta leche de almendras de la marca Blue Diamond Almonds con sabor a vainilla por tan solo $3.19 en Amazon.com

leche de almendras
Leche de almendras con sabor a vainilla. Crédito: Amazon

5. Nueces y semillas

Los frutos secos siempre son una opción para las grasas naturales saludables, tales como las almendras, avellanas, nueces de macadamia, nueces pecanas, nueces de Brasil, piñones, semillas de sésamo, de calabaza y girasol.

Si quieres tener una buena porción en tu casa para consumir diariamente, te recomendamos que compres este mix nueces y semillas de la marca Power Up en una presentación de 14 onzas que te serán útiles para cualquier snack o para complementar alguna ensalada.

mix de frutos secos
Mezcla de semillas y frutos secos para la dieta Keto. Crédito: Amazon

Puedes conseguirlo en Amazon por solo unos $4.

6. Aceites saludables

En este renglón pueden considerarse los aceites de origen natural como el aceite de aguacate, coco, oliva extra virgen o aceite de algunas nueces. Estos te ayudarán a preparar cualquier aderezo para ensalada y para cocinar tus comidas habitualmente.

Uno de excelente calidad que te podemos recomendar es el Aceite de Aguacate refinado de la marca BetterBody por tan solo $7.49 en Amazon. Es uno de los productos más vendidos en esta plataforma, y también uno de los más buscados por los que siguen la dieta Keto.

aceite de aguacate
Aceite de aguacate de la marca BetterBody Foods. Crédito: Amazon

7. Aguacate o palta

Por supuesto que también puedes consumir el aguacate o palta en su forma natural. Tiene un alto contenido de aceites naturales y ácido fólico que pueden ser consumidos al agregar el aguacate en ensaladas, smoothies y como ingrediente de otras comidas.

8. Verduras bajas en carbohidratos

Las verduras bajas en carbohidratos que puedes tener en tu nevera para hacer tu dieta Keto pueden ser la berenjena, coliflor, tomates, champiñones blancos, pepinos, pimientos verdes, el brócoli, coles de Bruselas o lechugas.

9. Frutas

Las frutas son deliciosas, pero en este plan alimenticio no debes consumir cualquiera. Así que debes comprar las que tengan menos hidratos de carbono para que las puedas incluir en tu menú.

Estas te servirán para consumir a menudo sin afectar la dieta: limón, frambuesas, fresas, sandía, guayaba, arándano, papaya, y el pomelo.

10. Condimentos

Las especias no tienen contraindicaciones en esta dieta, puedes utilizarlas sin ningún problema.

Una excelente recomendación para tener en tu cocina es este Mix de 5 sazonadores para tu cocina, pensado específicamente para las personas que siguen la dieta Keto.

especias para cocinar
Set de especias de cocina. Crédito: Amazon

Por tan solo $24.99 podrás tener cinco saborizantes naturales completamente distintos para tus recetas.

Qué alimentos no debes comer en tu dieta Keto

Lamentablemente todas las dietas restringen algunos alimentos para funcionar al 100% y que puedas lograr tu peso ideal. Si quieres que realmente funcione, debes evitar consumir estos alimentos con regularidad: pasta, arroz, pan, cereales, quínoa, trigo, cerveza, papas, batatas, azúcar refinada.

Tampoco podrás consumir frutas ricas en hidratos de carbono como el plátano, cambur, piña, naranja, mandarina, manzana, uva, etc.

La dieta Keto tiene efectos secundarios que debes considerar

Como ya te mencionamos anteriormente, es importante que antes de iniciar cualquier dieta te realices ciertos exámenes y pruebas junto a tu médico de confianza. Pues no todos los organismos son iguales y puede que este método no sea recomendable para ti.

Según estudios realizados, el organismo realiza un proceso de adaptación a este nuevo plan alimenticio, lo que te puede provocar ciertas situaciones que afecten tu salud en mayor o menor medida.

Estas son algunas de las complicaciones que podrías tener:

Gripe Keto: Durante el proceso de reemplazo donde ya los carbohidratos no forman parte de tu vida alimenticia, las reservas se van agotando y puede que tengas algunos síntomas parecidos a la gripe tales como dolor de cabeza, mareos, fatiga, y náuseas. Recuerda que estás sufriendo una transformación metabólica importante que es la cetosis y el cuerpo está luchando por aferrarse a este cambio con la aparición de las cetonas.

Alerta a tus riñones: Recuerda que ahora estás ingiriendo proteínas y un alto contenido de grasas que, aunque sean sanas, corres el riesgo de que tu sangre y orina sean más ácidas, lo que trae como consecuencia que tus riñones comiencen a excretar calcio en la orina provocando los temidos y dolorosos cálculos.

Problemas digestivos: Por el déficit o ausencia de las frutas altas en carbohidratos, legumbres, verduras con alto contenido de almidón, que son las fuentes más ricas en fibra, es posible que comiences a presentar problemas de estreñimiento y algunos malestares digestivos.

Problemas en la piel. El consumo de grasas en exceso puede ocasionar problemas en la piel como la psoriasis. Es importante que estés atento a este síntoma para que lo soluciones rápidamente.

En esta nota

estrategias para adelgazar

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Más sobre este tema

Contenido Patrocinado

Enlaces patrocinados por Outbrain